jueves, 28 de octubre de 2010

Y se fue

Si te digo qué logró este hombre en mí, es fácil. Me despertó las ganas de creer en política. De interesarme, de opinar. Me hizo sentir un país más formado, más conciente y un poco más igualitario. Para todos. Me sorprendió, me hizo enojar y me puso contenta. Me dejó abrir un poco los ojos. Tal vez mi tiempo y mi lugar, también aportaron al cambio. Pero estoy segura que con cualquier otro, hubiera sido mucho más difícil.

Desde acá y hasta donde sea que esté, le doy las gracias a Nestor porque hoy, me siento más ciudadana.

5 comentarios:

Santino dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
El alter ego de Mabel dijo...

un abrazo de otra argentina que también empezó a creer y querer otra Argentina.

Andre dijo...

Comparto totalmente el sentimiento.
Un abrazo.

quichicientos dijo...

comparto.

Petardo Contreras dijo...

Con las cosas buenas y malas que dejo es un bajon igual.
No se puede decir mucho.
Saludos